domingo, 27 de enero de 2008

Amores Toxicos

Por: Pola Gacitúa






Hay relaciones, que sin importar que tan buenas sean, nos hacen daño, desviamos nuestra vida esperanzándonos el algo que no tiene sustento. Más aún, que tanto debemos sacrificar por el otro, sin dejar de ser nosotros mismos.

Soportamos tantas cosas, que fuera de molestas son típicas, la pasta de dientes en el lavamanos, cuando dejan la tapa del baño arriba, ah! y tu suegra o su familia…

En las relaciones uno debe dar, ser tolerantes, ¿Pero recibimos lo mismo? ¿Cómo saber cómo detenernos? ¿Cuando tu relación es tóxica?

“Frente a las relaciones, debemos tener libertad para mirarnos interiormente y preguntarse: ¿Soy feliz, cuán libre soy, estoy siendo yo mismo, cuánto de mí tengo que dejar de lado o ir contra lo que he soñado, me permite crecer como persona, me proyecto en esta relación?”

Algunos casos típicos:

El esta casado, pero te promete que terminará con eso… (Algún día)
Tiene otra pareja, pero dice que no es importante, que solo viven peleando… (¿y porqué no termina?, porque lo aceptas)
Le dice a tus amistades que eres la mina de turno…
Sufres y te postergas por darle en el gusto…